fbpx

Los Tres Cerditos del Marketing Online: Alcance, Engagement y Conversión

El Marketing Online tiene tres objetivos: alcance, engagement y conversión. Sin tener esto en mente la campaña será como arar en el mar.

Alcance en el Marketing Online

Empecemos por definirlo; en marketing online, el Alcance o reach es lo que mide cuántas personas han sido “alcanzadas” a través de los medios que utilizamos. … El alcance es una métrica importante que define la visibilidad que deseamos y/o que está teniendo nuestra marca en los distintos medios digitales que utilizamos.

Tener un buen reach (alcance) implica la capacidad de una marca de encontrar a su audiencia y ser visible para su público objetivo. Es la forma de conseguir que los contenidos que ha creado tengan la difusión que necesita.

Al contrario de lo que podría parecer, no es necesario estar en todas las redes sociales, sino en aquellas donde se encuentra el consumidor final tipo del producto o servicio que se está ofertando. Por eso, antes de decidir en qué red social quieres tener presencia, debes conocer las motivaciones de tu público objetivo.

La estructura de difusión en el marketing online

Si representáramos gráficamente una estructura de difusión, encontraríamos en el centro la página web o blog de la empresa y alrededor las diferentes redes sociales en las que participa. La página web o el blog es el territorio propio donde se publican los contenidos en primera instancia. En cambio, en las redes sociales existe dependencia del canal (por ejemplo, si desaparece), ya que la marca (o sea tú) participa como un usuario más.

Por ello es muy importante que la difusión se establezca desde el blog o la página web hacia las diferentes redes sociales. Por un lado, el objetivo buscado es que cuando un usuario consulte este contenido, visite la página web o el blog provocando un crecimiento del tráfico y una conversión final. Es decir, que pase de ser un usuario anónimo a una persona con nombre y apellido interesada en el producto o servicio y finalmente un cliente. Por otro, al establecer la difusión en esta dirección, la empresa no depende de las decisiones o políticas que se toman en los comités de dirección de las diferentes redes sociales.

Engagement de tus seguidores

La palabra engagement proviene del inglés y su traducción literal es «compromiso». Este término se utiliza en marketing online para denominar el grado de implicación emocional que tienen los seguidores de una empresa con todos sus canales de comunicación, como puede ser la página web o redes sociales.

El engagement es en el marketing online como una relación amorosa.

Esta comparación puede sonar algo extraña, pero mírala así: una relación amorosa necesita de un vínculo sólido, con detalles que la fortalezcan, con un conocimiento del uno y el otro y esfuerzos para que la pareja esté contenta y siga a tu lado.

¡Ves que no es tan diferente!

El engagement necesita exactamente las mismas cosas para que la relación entre el usuario y tu marca funcionen de maravilla. Necesita una relación sólida basada en contenidos relevantes y oportunos, con detalles importantes que se descubren en el camino.

Esto quiere decir que con los ajustes apropiados en una estrategia de redes sociales o Branding, puedes fortalecer esa conexión con tus clientes. Así que, busca extraer los mejores análisis sobre el engagement que arrojan los datos estadísticos de tus herramientas de social media, solo así podrás enamorar a tus clientes y mantener una relación perdurable en el tiempo.

Conquistar la confianza de tu audiencia

Las bases fundamentales de una relación es escuchar y saber observar. Lo mismo sucede con las personas que siguen tu marca en las redes, ya que debes escucharlos y observarlos bien para crear una conexión, dando valor a su presencia más que a su futura compra.

La estrategia debe ir enfocada en encontrar esa interacción o ese engagement, lograr que las personas se vinculen emocionalmente a tus contenidos y a lo que le ofreces.

Promover interacciones constantes

Si tu comunidad digital está en crecimiento constante, si tus clientes se conectan con tu marca, con tus contenidos y con lo que le ofreces, si la estrategia marketing online permite aumentar las ventas, haciendo que el retorno de la inversión sea efectivo, no debes dejar que tus clientes se vayan.

Debes enfocar los esfuerzos de tu campaña de Marketing online en perdurar en el tiempo, por eso es fundamental el entendimiento de lo que piensan las personas y en tener la capacidad de reaccionar ante alguna oportunidad para generar cercanía.

Conversión

En el entorno del marketing online este término suele utilizarse a menudo para referirse a todas aquellas acciones que un usuario lleva a cabo en un determinado sitio web. Por tanto, podemos definir este término como aquellos pasos que da el usuario en un sitio web específico y que generan valor a la empresa. Por lo general la conversión busca que los visitantes del sitio que pasen a ser clientes. 

Cómo mejorar la conversión con el Marketing Online

Cuando diseñamos páginas de aterrizaje para que conviertan, algunos aspectos genéricos que deberíamos considerar:

  • Diseño de aspecto cuidado y profesional: un diseño pobre, anticuado, colores mal combinados o desequilibrado denota descuido y abandono. Un usuario huirá de un sitio Web que a primera vista no tiene un aspecto profesional. Por ello se deben cuidar aspectos tales como la navegabilidad, la correcta jerarquía de los contenidos, el uso adecuado de los códigos de color, el reparto equilibrado de espacios en blanco y la elección cuidada de las tipografías y tamaños de fuente.
  • Textos escritos correctamente: en la Web leemos de forma distinta a como lo hacemos en el papel. No sólo se espera que los textos estén escritos sin faltas de ortografía y gramaticalmente correctos sino que además deben estar orientados a su lectura en pantalla. Por ello es recomendable usar frases cortas, no abusar de frases subordinadas, incluir listas o viñetas siempre que sea posible, destacar los contenidos más importantes con negritas o tipos de letra diferenciados, traducir las características técnicas en beneficios para el usuario y mantener el principio de «una idea, un párrafo».
  • Descarga rápida del sitio Web: cada segundo adicional de espera a que cargue la página disminuye un 7% la conversión del sitio Web. Es por ello recomendable mantener el sitio Web en un alojamiento de calidad, optimizar el código y las imágenes para favorecer la descarga.
  • Actualización frecuente de los contenidos: los usuarios que repiten visita en un sitio Web desean encontrar contenidos nuevos y frescos. Es aconsejable incluir en la página de inicio secciones en las que pueda aparecer contenido actualizado. Si contamos con producto suficiente, podemos incluir algún tipo de carrusel aleatorio que presente siempre los de mayor demanda destacados en la home. Con todo ello, ampliaremos la visibilidad de los contenidos del sitio Web y contribuiremos a presentar siempre una imagen fresca y dinámica a nuestros visitantes.
  • Imágenes veraces y de calidad: es aconsejable incluir imágenes tomadas profesionalmente y optimizadas para la Web. A la hora de presentar productos, las imágenes sencillas con presentaciones neutras o fondos blancos suelen funcionar muy bien. Si podemos incluir a personas utilizando o disfrutando los productos, mejor que mejor. En productos en los que la apreciación de los detalles y las texturas sea interesante, mejor incluir versiones en alta resolución que puedan explorarse con funcionalidades tipo lupa o ampliación. Aunque el aspecto no sea tan perfecto como el de las imágenes de archivo, la autenticidad es un valor que vende en Internet.
  • Navegación y funcionalidades sin fallos: debemos cuidar que todos los aspectos técnicos de la Web se ejecuten sin fallos ni errores en los distintos navegadores y plataformas, y que no haya en el sitio Web enlaces rotos. Para ello se deben probar los estilos definidos bajo distintos escenarios de uso –sistemas operativos, navegadores, dispositivos, anchos de pantalla– así como las funcionalidades, complementos, etc.
  • Llamadas a la acción y objetivos claros: un sitio Web orientado a la conversión siempre tendrá un objetivo claro. Situados en cualquier página, debería ser evidente cuál es la acción que desearíamos que ejecutaran los usuarios a continuación: ¿Añadir un producto al carrito? ¿Descargar un documento? ¿Cumplimentar un formulario? ¿Valorar un producto? ¿Consultar otra sección? En cualquier caso, asegurémonos de que existe una llamada clara a la acción que oriente siempre al usuario hacia el objetivo de conversión en cada plantilla de nuestra Web.
  • Páginas Sobre nosotros y Términos de uso: antes de proceder a cumplimentar los datos de pago o de solicitar un presupuesto. Es muy habitual que un usuario se pregunte cómo es la empresa con la que está tratando y cuáles son las condiciones que regulan el trato. Es por ello que la información que podamos aportar en estas secciones debe orientarse a inspirar confianza y resolver cualquier tipo de objeción o reserva que todavía pudiera tener el usuario.

¿Quieres aprender más sobre Marketing Online? ¿No tienes experiencia con la medición es estos indicadores? Apúntate a mi Curso de Marketing gratuito para que te hagas parte de mi grupo de mentoría. https://cego16blog.kartra.com/page/CursoGratis

Cesar David

Soy César David González y ayudo a la gente a Crear y Desarrollar su propio Negocio On LIne, ganado y dinero y aprendiendo mucho. He ayudado a personas a ganar mas de 100 clientes nuevos en una semana, permitiéndole ganar hasta 50 dolares por cada uno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba